Centroamérica y el lavado de dinero, ¿cómo puede ayudar la tecnología a frenar el lavado de dinero?

Guatemala. Una de las principales actividades de los delitos financieros es el lavado de dinero. Este delito se enfoca en ser diseñado para explotar las vulnerabilidades de un sistema bancario. Y en esta eterna lucha, la tecnología es la gran herramienta que tienen los bancos centroamericanos para detectar, mitigar y reducir el riesgo de lavado de dinero.

La región se ha visto afectada por el lavado de dinero durante muchos años. Es cierto que podemos ver avances, pero aún queda mucho camino por recorrer. En el último ranking (2021) del Instituto de Basilea sobre la vulnerabilidad de un territorio al lavado de dinero a nivel mundial, Panamá ocupa el puesto 29, Honduras el 43 y Guatemala el 59.

“El perpetrador siempre trata de estar un paso adelante. Por lo tanto, las instituciones financieras deben estar a la vanguardia de esta búsqueda de transparencia. Es necesario contar con la tecnología más avanzada de la industria para detectar comportamientos sospechosos y generar alertas para suspender, bloquear, desbloquear y reportar todo tipo de actividad ilícita desde su origen”, dijo Facundo Renzini, Gerente General, Fiserv Centroamérica y el Caribe .

Reconociendo esta necesidad tecnológica en la región, Fiserv, líder mundial en procesamiento de pagos y tecnología financiera, está apoyando a las instituciones en Centroamérica a través de AML Risk Manager, una de las soluciones más importantes del mundo para reducir el riesgo de lavado de dinero.

En otras palabras, esta solución contra el lavado de dinero combina arquitectura, análisis y herramientas de investigación y análisis para determinar si se ha producido un delito a través del monitoreo automatizado de la actividad en una institución financiera.

Panamá es uno de los países de la región con mayor avance en materia de lavado de dinero y está cerca de ser eliminado de la lista gris del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI). De hecho, el 17 de junio del presente año, el gobierno panameño dio a conocer un avance en 11 de las 15 medidas previstas en el Plan de Acción del GAFI en 2019.

Actualmente, la entidad financiera que cuenta con AML Risk Manager puede anticiparse a este delito gracias a la generación de alertas en tiempo real para apoyar al equipo de cumplimiento normativo; designado para tomar las medidas apropiadas y enviar los informes a las autoridades correspondientes.

Podemos concluir que las herramientas tecnológicas contra el lavado de dinero como AML Risk Manager son un componente importante para mantener la transparencia de los bancos para evitar futuras pérdidas financieras y costos operativos en una carrera que parece no tener fin, sin embargo, puede mantenerse un paso por delante de estos. situaciones delictivas.

Fuente. Periódico digital centroamericano y caribeño

sigue leyendo

Negocio

Nueva variedad de aguacate guatemalteco con potencial para conquistar mercados internacionales

Leave a Comment